La casa de Cisneros no fue la casa de Cisneros

P1030909

La casa de Cisneros en la plaza de la Villa

Como nos cuenta Pedro de Répide, en la Casa de Cisneros que se encuentra en la plaza de la Villa (antes plazuela de san Salvador) y cuya otra fachada da a la calle Sacramento, no vivió nunca el Cardenal Cisneros que ya había muerto cuando su sobrino y heredero Benito Jiménez Cisneros la hizo construir. Muchos creen erróneamente que la célebre frase amenazante del Cardenal Cisneros, la había lanzado al balcón de esta casa. Pero la verdadera mansión del político cardenal fue la casa de los Lasso de Castilla en la costanilla de san Andrés y la plaza de la Paja. Este caserón ya no existe aunque una placa del ayuntamiento lo recuerde. Pero tuvo ilustres habitantes, fijos o pasajeros.

Escribe Répide en  La Villa de las siete estrellas:

“Aquel palacio (…) sirvió de vivienda  a los Reyes  Católicos, luego a D. Fernando con Doña Germana de Foix y a la Reina Doña Juana con el archiduque Don Felipe. Allí vivió también el deán de Lovaina que fué más tarde el Papa Adriano VI y pasando a ser propiedad de los duques del Infantado, fue teatro de las más suntuosas fiestas que en Madrid se conocieron, de entre las cuales cabe consignar, por lo menos, la más notoria, en que se derrochó riqueza y ostentación de poderío, como fue el bautizo del nieto del duque de Lerma, en el que fue padrino el Rey Felipe III, quedando memoria de la fecha de aquel 3 de abril de 1614, tan señalada en manifestación de opulencia como grande era por aquellos días la miseria del reino.

En esta casa fue donde Cisneros, que moraba en ella, como lo habían hecho los Reyes, recibió a los nobles descontentos, quienes le pedían que mostrase los poderes en cuya virtud gobernaba mientras el joven Carlos I llegaba a España. Y asomándose al balcón, les mostró las piezas de artillería que tenía en la plaza, diciéndoles aquellas palabras memorables:

“Esos son mis poderes, y con ellos gobernaré hasta que el príncipe venga.”

(…) “La costumbre hace que se siga llamando casa de Cisneros a esta otra que fundó su mayorazgo en la plazuela de san Salvador, con vueltas a la calle del Rollo, de Santa María (luego del Sacramento) y al callejón de los Azotados que actualmente ve cambiado su nombre por el de travesía del Cordón.

(…) “Allí habitó, en los días de Felipe III, hombre tan poderoso  como el cardenal D. Bernardo de Sandoval y Rojas, o de Rojas y Sandoval como le ha llamado otros. Y después de haber pasado en los principios del siglo XVIII a poder de los condes de Oñate, ha sido aristocrática residencia, habiendo habitado en ella el famoso conde de  Campomanes, y sido después vivienda de banqueros opulentos, unas veces, y otras albergue de una Embajada: la de Austria. Como curiosidad puede decirse que nació en ella el actual conde de Romanones; y abundando en su recinto el prestigio marcial, fue también habitada por el general Zavala, marqués de Sierra Bullones, y por D. Ramón María Narváez.(…). Después en los días tristes de los desastres coloniales, vivía allí el general Polavieja. “

¡Cuanta gente ha vivido en la Casa de Cisneros de la plaza de la Villa! Menos el cardenal Cisneros que ni siquiera la vio construir.

El Ayuntamiento la adquirió para instalar sus dependencias al lado de la casa del Concejo o Casa de la Villa. La restauró con su carácter arquitectónico plateresco del siglo XVI. Cuidó tanto su exterior como su decoración interior, con azulejos de Talavera, artesonados y herrería de rejas y verjas. La veleta que corona el edificio es una copia de la anterior que fue llevada al Archivo de la Villa. Esta casa representa el renacimiento español.

En el 2007 el Ayuntamiento decidió mudarse al Palacio de Cibeles, dejando tanto la Casa de Cisneros como la Casa de la Villa que ahora se están convirtiendo en museo.

P1040152

El patio de la casa de Cisneros Plaza de la Villa

2 comentarios sobre “La casa de Cisneros no fue la casa de Cisneros”

  1. Buenos días a todos. ¿Alguien podría facilitarme fotos antiguas de la Casa de Cisneros antes de su reforma, tal y como hoy la vemos? Me daríais un alegrón de narices.
    Gracias anticipadas y un saludo.

  2. Lo sentimos pero no hay fotos antiguas y sí las hubieron sé perdieron en la Guerra Civil.
    Saludos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *